Los cristianos, la masturbación y la pornografía

que pensamos los cristianos acerca de la masturbacion y la pornografia

¿Qué pensamos los cristianos acerca de la masturbación?

En este pequeño estudio repasaremos todos las recomendaciones, normas y leyes que Dios ha dejado acerca de este controvertido tema, estudiaremos la masturbación desde la perspectiva bíblica, pondremos en claro nuestro punto de vista y recomendaremos soluciones prácticas para evitar todos los conflictos que trae a la vida del cristiano la practica de la masturbación.

Recientemente la alcaldía de Medellín a través de su secretaría para la juventud emprendió una campaña, según ellos de carácter educacional, que invita a las personas a “hacerse el amor” o más claramente dicho masturbarse.
Aduce la alcaldía y los creadores de la campaña que esto ayudaría a que la ciudadanía alivie el estrés y mejore su salud mental.
Sus detractores le recuerdan al alcalde de Medellín y a sus subordinados en las diferentes secretarías que componen su gobierno que el estrés de una ciudad se alivia con acciones sociales como la construcción de parques para la practica del deporte, con una mejor infraestructura vial e institución de programas con suficiente información sobre la nutrición adecuada entre otras tantos programas sociales que redunden en la salud mental de los ciudadanos.
Fuente: Periódico Vanguardia

Por su parte la secretaria de juventud de Medellín promotores de la campaña, argumentan basados en «la evolución de las especies» los beneficios de dedicarse un tiempo a la masturbación femenina para combatir el estrés y la baja autoestima y la masturbación masculina para evitar el enojo y los estados de ánimo alterados.
Fuente: Noticias Caracol

Pero, ¿Qué pensamos los cristianos acerca de la masturbación?
Algunas iglesias ven esta practica como natural en las personas, lo aceptan siempre y cuando esta no genere adicción, se haga de manera pública o afecte la sexualidad con la pareja; esa posición situacional abre una peligrosa puerta a una «zona gris» en donde, de la libertad las personas pasen con facilidad al libertinaje.

Otras iglesias y ministerios prefieren omitir hablar del tema con sus feligreses, bien sea porque el tema es demasiado «escabroso», o porque no tiene la suficiente información, o, y vamos a ser sinceros, porque muchos de sus líderes están inmersos en estas prácticas.

En este ministerio creemos que la masturbación es un pecado. Hemos tomado una posición definitiva abandonando la zona gris que para nada ayuda a que el cristiano tenga armas suficientes para luchar contra tan dañino mal que aqueja a las familias de la tierra. (2a Corintios 10:4-5).

Los comentarios acerca de la masturbación.

Difícil de creer que en la familia, que se supone debe ser el modelo adecuado para que los niños y jóvenes reciban la educación sexual primaria, se den los mas sórdidos y dañinos comentarios acerca de la masturbación.
No solamente se le ve como algo natural sino que al llegar a la juventud los jóvenes (sobretodo los hombres) son empujados por sus mismos padres a su “práctica normal”. Chistes, anécdotas y comparaciones normalizan la práctica lo que facilita el mundo secreto de la autosatisfacción.

El peligro de la híper sensualidad de los medios de comunicación en los niños.

Como nunca antes los niños y jóvenes experimentan cada vez a mas temprana edad una sobre saturación de imágenes y sonidos híper sensuales que hacen que su mente sea fácilmente moldeable a las tendencias sexuales modernas.
Antes, los jóvenes en promedio veían una imagen pornográfica a los 13 o 14 años; generalmente eran revistas que procedían del tráfico clandestino de su colegio o en entorno de su barrio.
Hoy en día, los estudios estiman que un niño desde los seis años ya ha visto imágenes pornográficas, bien por la falta de filtros en las redes sociales o bien por recibirlos de parte de sus compañeros de colegio o familiares de la misma edad.
Nuestros hijos están a un solo click de distancia de poder ver toda clase de contenido sexual.

9 razones por las que los cristianos creemos que la masturbación es mala:

1. Porque el sexo Dios lo creo exclusivamente para el matrimonio.

En su Palabra Dios muestra el sexo para la intimidad, el compañerismo y la satisfacción mutua de la pareja. Al dejar a su padre y a su madre el hombre se «une» a su esposa y los dos pasan a ser un solo ser, ése acto llamado como «se funden en un solo ser» deja el pensamiento inicial de que la sexualidad es un mero acto físico y lo lleva al terreno de lo mental y lo espiritual, es ahí donde como lo veíamos en las razones de la secretaria de la juventud de Medellín nos distanciamos de sus apreciaciones basadas en la evolución de las especies.

2. Porque genera infidelidad.

Partamos de un principio: nadie se masturba pensando en el recibo de la luz o en la reproducción por esporas de una planta. Tu mente juega. Tu mente fantasea con lo prohibido.
Quien se masturba tiene un harén de novias y novios imaginarios que están dispuestos a cumplir toda clase de fantasías, las más sutiles y las más perversas. En ese mundo sexual imaginario la persona siempre es amada y satisfecha a su manera lo que conlleva un modelo de vida egoísta y poco real que trae como consecuencia la destrucción de la sexualidad matrimonial.

Mira lo que dice Jesús al respecto:
Mateo 5:28 (Versión NVI)
27 »Ustedes han oído que se dijo: “No cometas adulterio”.
28 Pero yo les digo que cualquiera que mira a una mujer y la codicia ya ha cometido adulterio con ella en el corazón. 
29 Por tanto, si tu ojo derecho te hace pecar, sácatelo y tíralo. Más te vale perder una sola parte de tu cuerpo, y no que todo él sea arrojado al infierno.
30 Y, si tu mano derecha te hace pecar, córtatela y arrójala. Más te vale perder una sola parte de tu cuerpo, y no que todo él vaya al infierno.

En este pasaje de la Biblia se dan los tres elementos esenciales de la masturbación: La mente, la vista y la mano.
El Señor Jesús no habla con términos directos sobre la masturbación pero si habla de condiciones específicas que se cumplen en el acto de la masturbación.

3. Porque la masturbación va en contra de la naturaleza creada por Dios.

Es un acto innatural. Dios creó el sexo para erradicar la soledad, para consolidar la unión entre un hombre y una mujer, para su deleite y gozo en pareja y para conservación y multiplicación de la raza humana.

4. Porque genera adicción.

Cuando te masturbas tu cerebro libera una agradable descarga de  sustancias como la dopamina y serotonina químicos que hacen que te sientas bien, una agradable sensación que dura unos pocos minutos lo que hace que tu cerebro te pida volver a sentir esas sensaciones. Pero,  lo que en un comienzo te satisface luego ya no te satisfará con la misma eficacia por lo cual tu cerebro necesitará excitarse continuamente y para ello las imágenes tienen que ser cada vez más nuevas y cada vez más explícitas.

5. Porque genera una mentalidad pervertida que encuentra satisfacción en la pornografía.

La imaginación no basta por sí sola. Debido al híper sensualismo de los medios de comunicación, a la facilidad con que las personas acceden a la pornografía esta se convierte en el aliado por excelencia de la masturbación. 

El problema es que las imágenes y videos van perdiendo su capacidad de excitar al consumidor de pornografía por lo cual este necesitará cada vez más videos explícitos, que lo lleven a caminos aún no explorados sin importan que tan perversos estos sean, todo por encontrar la excitación que encontraba al comienzo. Lamentablemente algunos no paran a tiempo, no abandonan el hábito cada vez más escabroso, no buscan ayuda y se hunden en una especie de bóveda fangosa y nauseabunda que lo lleva a la cautividad de la mente y entregado a las más bajas pasiones.

6. Porque unida a la pornografía cautiva tu mente y la lleva presa a continuos pensamientos de lascivia.

Ya no puedes hacer nada en el día sin tus pensamientos conecten directamente con el sexo, las imágenes vienen recurrentemente a tu mente pues tu memoria está llena de todo lo que le has mostrado.

No puedes ver a una persona del sexo contrario, en ocasiones del mismo sexo, sin dejar de imaginarlo(a) desnudo(a) teniendo relaciones sexuales contigo o haciéndolo parte de tus fantasías.

Pero no solo tus miradas, también puedes llevar esta cautividad a las demás actividades como tus conversaciones, tus hábitos, tus sueños; todos ellos, es decir, casi todo tu mundo empieza a girar en torno al sexo prohibido.

7. Porque produce frigidez sexual en la mujer y disfunción eréctil en el hombre.

Todo el contenido que tiene la pornografía es falso. El éxtasis, la fogosidad, la duración, son solo fantasmas que proyectan como verdad los productores de pornografía. El consumidor de pornografía asume como real no solo lo que ve sino las fantasías que construye, pero en el momento de la realidad el esposo o la esposa no alcanzan tan si quiera un mínimo umbral de las expectativas que la persona tiene acerca del sexo, por lo cual la realidad se pierde, el mundo sexual aparece difuso, aparece la apatía sexual y la desunión matrimonial.

Muchos hombres no tienen disfunción eréctil producto de la edad o de alguna condición medicinal o física, simplemente están metidos en masturbación y pornografía gran parte de su tiempo.

8. Porque te quita la energía para todas las demás actividades de tu vida.

Terminas cansado, cansada luego de masturbarte, quieres dormir, no tienes energía para las demás actividades, tus proyectos se frenan, tus actividades sociales se acaban y al entrar en esa espiral de pornografía y masturbación terminarás causando todo lo contrario a lo que estabas buscando. Llegará el momento en que te deprimirás y te darás cuenta que el alcalde de Medellín y sus secretarios no tenían razón, la masturbación no te quita la depresión, te la aumenta.

9. Porque te aleja de Dios y del propósito que Él tiene para tu vida.

¿Amas a Dios? ¿Deseas cumplir los sueños que Él tiene para ti? La masturbación y la pornografía son el moderno asesino de tu propósito celestial. 

Quienes las practican abandonan sus hábitos de oración y lectura de La Palabra, dejan de escuchar a Dios, cuando asisten a la iglesia se sienten sucios, sienten que ya no pertenecen a ése mundo por lo cual terminan por abandonarla.
Si estás en esta situación busca ayuda, no te quedes solo o sola con el problema. La iglesia y tus líderes te pueden ayudar.
Si la masturbación está en un área gris de nuestra vida, o sea, no sabes si realmente es buena o mala estos ocho puntos nos ayudan a entender que todo lo que me aleja de Dios me causa muerte y para nosotros los cristianos la muerte no es solo física, muerte significa la separación de Dios por lo que es conveniente sacar estas prácticas del área de la duda y traerlas a la condición de asesinas de la vida.

En esta web también encontrarás: Cómo ser libre de la masturbación y la pornografía.

5/5 - (39 votos)
nuevo podcast jose ordonez

Compartelo:

Tags: , ,

También te puede interesar:

Predicación Honrando a mi padre

No hay disculpa. Debemos aprender a honrar a los padres a pesar de las diferencias o circunstancias en las que hayamos sido criados. Un mensaje basado en la historia de David.

Lo más leído: